27 de Outubro de 2012

El doctor Antonio Alcalá desvela los secretos del comportamiento del cerebro de los toreros

 

Los grandes maestros emiten coherencia lumínica positiva
Apriétense los machos. Comienza una trepidante aventura por el interior del torero, «un macho alfa que seduce a la masa, un creativo con lenguaje sexual impecable, que no pregunta si estudias o trabajas y que cuando está con una mujer no mira a otra; no teme al sexo opuesto, se sale con la suya y no negocia ante el riesgo».

¿Quieren conocer los secretos de su yo más íntimo? El profesor Antonio Alcalá Malavé, neurocientífico y bioquímico, expuso en una interesante conferencia en Las Ventas las claves desde el punto de vista científico: «La magia de la mente del torero», ha bautizado su trabajo, que traspasa los tópicos con reflexiones sorprendentes y que desatarán el debate. Reflexiones que arrojan luz al porqué de la verdad de cada torero: de dónde emana su magia, su naturalidad, su pureza, su valor... «La dopamina, la norepinefrina y la serotonina son sustancias que todos tenemos en nuestro cerebro. En el de los toreros aparecen en mayor cantidad, teniendo como consecuencia una repercusión directa en el qué y cómo sienten, sufren y viven», sostiene el experto.

Suenan clarines y timbales, una música que trae las notas de la química cerebral, la biológica neuronal, la física cuántica, las matemáticas aplicadas a la medicina y la anatomía. Arranca la faena del doctor Alcalá, que confiesa «no saber nada de toros ni toreros», pero maestro de la maquinaria científica que expone sobre el ruedo descubrimientos que no dejarán indiferentes:

 

1. Sentimientos: «esclavos» de la infidelidad. El torero rebosa amor hacia su entorno, pero por su bajo nivel de vasopresina está más predispuesto a la infidelidad. Todos los toreros luchan contra su infidelidad sexual, que no emocional.

 

2. Los padres ideales que toda mujer desea. Es uno de los grandes secretos psicológicos: los individuos que no tienen miedo son los elegidos para procrear y dar sus genes. Las mujeres reciben señales que les hacen sentirse atraídas por el hombre que torea, despierta su deseo sexual, los consideran padres ideales de sus hijos.

 

3. Su cerebro está moldeado por el miedo. En esa sensación interviene la hormona vasopresina sobre la amígdala cerebral, responsable directa de la infidelidad genética. El torero se lo encuentra como la última consecuencia de su coqueteo con la muerte, siendo una reacción fisiológica. Altas dosis de miedo y fidelidad son un cóctel casi imposible.

 

4. Dueños de los dos hemisferios. Al contrario que la mayoría de los humanos, que solo usan el hemisferio izquierdo, los matadores utilizan ambos. Si el mapa de los hombres «normales» es una carretera, el de los toreros es el de una autopista con cinco carriles, por donde pasan partículas a la velocidad de la luz. Aprenden del todo a la parte, no analizan sino que sintetizan, se deja llevar por su intuición para alcanzar la gloria.

 

5. Los supertoreros, en fase theta y paranormal. Un humano «normal» emite en beta y duerme en alfa; un torero solo está en beta cuando no torea, pues cuando lo hace se encuentra en estado alfa, un estado de meditación. Si mantiene ese ritmo alfa, triunfa; si entra en beta, fracasa. Algunos entran en theta, mentes paranormales que sienten una fuerza interior y una intuición que les hace saber cuántos centímetros acercarse al toro o hasta dónde alargar un natural. Tienen premoniciones, sueños con significados, películas... El torero sabe cuándo va a ser cogido por un toro, torean meditando.

 

6. La dopamina, por las nubes: «inmunes» al parkinson. A través del miedo se produce mucha dopamina, un potente neurotransmisor que se segrega en jóvenes enamorados. De ahí que consideren que no existe una faena perfecta y que quieran cautivar con su toreo. Este alto nivel es uno de los motivos por los que en los toreros apenas existe la enfermedad del parkinson, que se produce por la bajada de dopamina. Como Obélix, los maestros del toreo se cayeron en una marmita.

 

7. Muy protectores con su círculo. El torero es el jefe del clan y, por su elevado índice de testosterona, su mente es sumamente protectora, tanto con su familia como con su cuadrilla. Su mente es capaz también de hacer dos cosas a la vez: querer a una mujer y sentirse atraído por otra...

 

8. Coherencia lumínica positiva. Todos los cuerpos emiten luz. Las mejores faenas se producen bajo una coherencia lumínica positiva, mientras que las peores brotan por la incoherencia lumínica y los pensamientos negativos. Si existiese una cámara fotográfica capaz de captarlo, se vería la estampa del maestro envuelto en luz. Esa coherencia lumínica hace que de modo inconsciente su cuadrilla y la gente se acerque al torero, que con esa luz es capaz de curar y sanar tejidos.

 

9. Los toreros no están hechos de otra pasta: la usan de modo diferente. Sus mejores faenas se producen cuando el corazón está en estado compasión y amor; la peores, en modo terror.

 

10. De torero a supertorero. Es un paso complejo, en el que como los faquires usan la energía del universo y se produce una explosión de neurotransmisores en el cerebro. El punto de no retorno biológico no es el mismo para todos: de ahí que algunos novilleros se queden en el camino. Todo según las teorías del doctor Alcalá.

 

Decálogo según las teorías del doctor Alcalá, un prestigioso bioquímico que lo resume en siete secretos, basados en los estudios de los más reputados científicos, con nombres y apellidos dentro de su brillanten discurso. Los siete «pecados capitales» de la torería, enigmas que engrandecen los misterios del supertorero, un auténtico samurái que no ora como el común de los mortales. Son las luces y sombras de los «guerreros de la luz», aquellos que Coelho hoy hubiese cincelado.

 

¿Y qué pasa con las mujeres toreras? Pues ídem de ídem según el experto. La división de opiniones, como en todas las faenas, está servida.

 

in http://www.abc.es/20121005/cultura-toros/abci-torero-macho-alfa-lenguaje-201210042116.html

publicado por Santos Vaz às 15:51

22 de Outubro de 2012

Esta magnífica foto de um toiro da ganadaria portuguesa de Assunção Coimbra, tirada na herdade da divisa em Maio passado pelo espanhol Fernando Juárez Ruiz, de Castellón, há vários anos um apaixonado pela fotografia taurina, foi a vencedora do III Concurso de Fotografia promovido pela empresa "Taurodelta", gerente da Monumental de Madrid.

 

 

publicado por Santos Vaz às 00:01

14 de Outubro de 2012

El taurino usualmente es una persona con cultura, que tiene claro que un animal no es una persona, aunque la ignorancia de algunos quiera hacer creer que sí.
El taurino aprecia el arte fruto de la relación histórica entre la bestia más hermosa y feroz de la Creación, la cual es brava por naturaleza, no se puede domesticar, embiste a matar y, si no se le pica, puede partir en dos el pecho de un hombre.
El taurino es gente de trabajo, de bien, que paga su boleto para apreciar un festejo que es un patrimonio cultural, que sabe que si no se mantienen las corridas de toros, el animal se extingue porque no sirve para otra cosa. Suelto en el campo es peligrosísimo, como así lo dicta la historia.
Ahora, el "anti" como los que vemos aquí:
El anti, es una persona que no entiende la tauromaquia porque no la conoce. Para apreciarla hay que vivirla desde pequeño.

El anti es intolerante, porque juzga e insulta al primer impulso. El agredir sin pensar, es propio de una baja inteligencia, o al menos de un bajo coeficiente intelectual. El intolerante es una persona incapaz de ver más allá de sus ideas, lo que también denota poca capacidad mental.
El anti vive en un error sustancial y existencial, porque le dan el mismo valor de una persona a un animal, el cual, en su esencia, es igual a una cosa, y por lo tanto para el hombre tiene una utilidad. Su error radica en que quieren darle un juicio moral a lo que en sí no lo tiene.

Yo propongo que:
1º. Los antis nos dejen en paz, y mejor no molesten en esta página.

2º. Que los antis a los que les gusta la "carne de res", y me consta que son muchos dentro de la micro-minoría que representan, antes de comerse un buen bife, t-bone o solomillo, soliciten un certificado de que el bovino que van a ingerir murió de viejo, de amor o de cosquillas, y no en rastro "salvajemente" ejecutado y destazado de una forma realmente brutal e inmisericorde.

José Antonio López Verver
publicado por Santos Vaz às 10:49

13 de Outubro de 2012
publicado por Santos Vaz às 21:07

11 de Outubro de 2012



Fernando Botero (Medellín, Colombia, 1932) forma parte de un selecto club de artistas octogenarios que, como David Hockney, siguen trabajando con la misma intensidad, la misma ilusión y las mismas ganas del primer día. Como regalo en su 80 cumpleaños (fue el 19 de abril), México organizó una exposición muy especial. Bajo el título«Celebración», reunía 183 obras que abordaban una prolífica carrera de 65 años, y que aún continúa.

A partir de hoy, y hasta el 20 de enero, el Museo de Bellas Artes de Bilbao acoge aquella exposición, pero más reducida: 80 obras (79 pinturas y una escultura), todas procedentes de su colección, que abordan desde sus primeros trabajos a sus series más conocidas: Latinoamérica, religión y clero, el circo, homenajes a los maestros del arte, Abu Ghraib, la corrida, naturalezas muertas... La comisaria es su hija Lina.

-Ochenta años, sesenta y cinco de carrera, y en plena forma. Es para celebrarlo por todo lo alto...

-Mantengo en el trabajo la misma energía, el mismo entusiasmo de siempre. Es lo que me mantiene vivo.

-En el catálogo se incluyen unos cuentos escritos e ilustrados por usted. Tenía muy secreta su faceta de escritor...

-Yo tampoco sabía que escribía. Los hice hace tiempo, cuando sufrí una gripe. Estaba en cama, y me puse a escribir esos cuentos, que publicaron en Colombia. Mis obras completas, en un mes (ríe), y me retiré de «la literatura».

-Mario Vargas Llosa se refiere a la sensual exaltación del volumen en su obra como «la quieta y suntuosa abundancia». ¿Le gusta la definición?

-Sí, es muy poética. Hay una abundancia en el arte, parece que el arte siempre es excesivo, en el color, en la forma... Es un buen enfoque de Vargas Llosa, un tipo de una enorme cultura, de una enorme comprensión del arte.

-Usted siempre ha dicho que no pinta ni esculpe gordos.

-No he pintado una gorda en mi vida. Nadie me cree, pero es cierto. He hecho siempre una exaltación del volumen, de la forma. Empecé intuitivamente, cuando tenía 15 o 16 años, a hacer estas figuras excesivas. Me atraía la violencia de la forma, la agresividad de la abundancia, no sé por qué. Después, en Europa conocí la pintura del Quattrocento, la exaltación de la forma de la pintura italiana... Entonces racionalicé la importancia del volumen, que yo hacía intuitivamente. La interrupción del volumen en el espacio en la pintura es la mayor revolución que ha habido. No existía antes de Giotto. Hoy hay mucha pintura plana, pintores que no creen en el volumen. Yo sí creo...

-Pasa parte del año en Europa...

-Sí. Vivo un mes en Nueva York y otro en Colombia. El resto, en Europa.

-¿Y cómo afronta esta crisis?
-Es terrible, la gente lo está pasando muy mal. Se habló tanto del milagro español... Es doloroso y no hay esperanza de una solución a corto plazo.
-Vive en lugares en los que todos querríamos vivir, siempre rodeado de belleza; se ha casado tres veces. ¿Se considera un hedonista, un dandi, un
seductor?
-(Ríe) No, en absoluto. A mis 80 años no estoy para conquistas. La belleza me ha interesado siempre. Es mi vida.
-¿Le molesta que su obra sea tan identificable?
-Todo lo contrario. Me parece un logro enorme haber encontrado una forma de expresión tan distinta a todo. Pocos artistas lo logran.
-¿Le interesan artistas actuales como Koons, Hirst, Murakami...?
-Conozco sus obras, porque están por todas partes, pero no me interesan sus obras ni los admiro a ellos.
-Otro octogenario insigne, David Hockney, ha expuesto en el Guggenheim de Bilbao, cerca del Museo de Bellas Artes, donde usted va a exponer. Creo
que no es fan del Guggenheim...
-Es un museo que se concibió como un monumento al arquitecto, a Gehry. No se hizo para exhibir arte, que necesita espacios neutros, sin distracciones. El Museo de Bellas Artes
tiene esas características. Prefiero haber sido invitado a este museo que al Guggenheim, un lugar prácticamente imposible para hacer exposiciones.
-Deduzco que no cruzará a visitar el Guggenheim...
-Fui en su día para ver eso tan importante que había hecho Gehry. Pasé unas horas y listo. Es un arquitectura revolucionaria, pero no para un museo.
-¿Qué le parece a un taurino de pro como usted que hayan prohibido los toros en Cataluña?
-Me parece absurdo y doloroso que priven a tanta gente de una pasión como esta. No solo los toreros, que viven de ello, sino también el público. Esta prohibición tiene mucho más
que ver con la política que con la realidad misma. En Bogotá, el alcalde también decidió prohibir las corridas. Y en Ecuador prohibieron matar los toros. No sé qué está pasando.
Deberían, pues, acabar con muchas cosas, como la cacería. Hay que respetar a la gente que tiene esta pasión, que da trabajo a muchos y proporciona alegría a la gente. Es una gran
tradición cultural: pintaron la corrida Manet, Goya, Picasso, Bacon... Es algo que no se ve, en cambio, con el fútbol. No hay un gran arte inspirado en el fútbol. Es un mal momento
para la tauromaquia, para el arte... Para todo.
-¿Qué piensa de la que se ha liado con las caricaturas de Mahoma?
-Ha habido ataques muy graves contra el cristianismo, contra la religión católica, y nunca ha habido una reacción similar. Creo que es excesiva esa sensibilidad que tienen los
musulmanes cuando se toca a Mahoma. Pero es un tema muy delicado. Es una provocación absurda y gratuita sacar estas caricaturas en ese semanario francés. Y más sabiendo
que ya ha muerto mucha gente por casos similares. Es una irresponsabilidad, por mucho que haya que respetar la libertad de expresión.
-Hace años conoció en Madrid a Esperanza Aguirre. ¿Sabe que ha dimitido como presidenta de la Comunidad de Madrid?
-Sí. Es una persona que ha tenido una gran importancia en España. Va a ser una pérdida muy grande, es una persona muy capaz.
-A estas alturas, ¿qué retos le quedan por cumplir?

-Mi aspiración es seguir vivo. Cuando se acabe esto ya no podré pintar más.

 

http://www.abc.es/20121009/cultura-arte/abci-botero-201210081608.html#.UHSNqOVskog.facebook

publicado por Santos Vaz às 19:49

08 de Outubro de 2012

 

 

O eurodeputado socialista Capoulas Santos considerou hoje "indesmentível" que a tauromaquia faça parte da cultura portuguesa, defendendo que a festa deve ser "preservada" e que contribui para a "biodiversidade" no mundo rural.

"A tauromaquia faz parte da nossa cultura. É um dado indesmentível. Pode-se gostar ou não gostar de toiros, mas não se pode é negar que faz parte da nossa cultura", disse o antigo ministro da Agricultura, em declarações à agência Lusa.

Capoulas Santos exerce também o cargo de presidente da Assembleia Municipal de Évora que, em Setembro, aprovou uma moção contra a classificação da tauromaquia como Património Cultural Imaterial de Interesse Municipal.

Fonte:  Lusa


in http://www.agroportal.pt/x/agronoticias/2012/10/08d.htm#.UHMhebIdgJo.facebook

publicado por Santos Vaz às 20:23

07 de Outubro de 2012

João Salgueiro da Costa

 

 

De frente, com verdade, sem concessões. Sóbrio executador de curtas lides, que não cansam e deixam vontade de ver mais. O melhor de 2012.

 

publicado por Santos Vaz às 19:15

mais sobre mim
pesquisar
 
Outubro 2012
Dom
Seg
Ter
Qua
Qui
Sex
Sab

1
2
3
4
5
6

7
8
9
10
12

15
16
17
18
19
20

21
23
24
25
26

28
29
30
31


arquivos
2017:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2016:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2015:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2014:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2013:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2012:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2011:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2010:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


2009:

 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12


Contador

Contador de visitas Saúde
subscrever feeds
blogs SAPO